Estos senderos accesibles, conjuga suaves pendientes con zonas de descanso,y su firme es antideslizante e indeformable. Incorpora barandillas con pasamanos a dos alturas, mobiliario y servicios adaptados para personas con discapacidad, iluminación y paneles indicativos y explicativos en braille; todo ello, con materiales adecuados a un medio sensible.