El nombre PR son las siglas en francés de Petit Randonné: se tratan de pequeños recorridos señalizados y homologados, sin muchos desniveles, bastante fáciles y que se pueden efectuar en menos de cuatro horas. Por lo tanto, son aptos para todos; salvo contadas excepciones, no hace falta estar entrenado para cubrir estos recorridos.

Este itinerario, el primero en ser homologado en Gipuzkoa, comienza en la ruidosa N-I, pero pronto, ascendiendo lentamente y sin grandes desniveles, nos tranquilizaremos con las panorámicas de Txindoki que nos ofrece.

Ver
 

En este recorrido que nos lleva al nacedero del río Deba, podremos disfrutar, además de los alrededores de Dorleta, del excelente paisaje que configura la vegetación autóctona.

Ver
 

En este recorrido que realizaremos entre Gipuzkoa y Araba, atravesaremos el abandonado ferrocarril Vasco-Navarro y obtendremos hermosas vistas de los embalses de Araba, siempre caminando entre hayedos, melojares, robledales y bosques mixtos.

Ver
 

En este recorrido que ofrece grandes riquezas naturales descubriremos el cañón de Arantzazu y los bosques y prados de Iturrigorri y Bellotza.

Ver
 

Esta antigua ruta de peregrinos transcurre por terrenos de Bedoña (Arrasate), Larrino (Aretxabaleta) y Urruxola-Arantzazu (Oñati), ofreciéndonos la posibilidad de disfrutar del embalse de Urkulu y de los cañones de Jaturabe y Arantzazu.

Ver
 

Este recorrido nos muestra una interesante y desconocida perspectiva del valle de Oñati; partiendo del núcleo urbano, nos lleva al conjunto de caseríos del barrio de Garagaltza a través de viejos senderos y caminos que aún quedan en los alrededores de la villa.

Ver
 

Berastegi, situado en una amplio valle rodeado de montes, parece un pueblo navarro, no en vano limita con el viejo reino. El recorrido primeramente nos enseñará los lugares más interesantes del entorno urbano; pero después nos sumergirá en un ambiente boscoso, donde, entre todas las especies arbóreas, predominan las hayas.

Ver
 

Este pequeño pero a su vez precioso barrio de Tolosa, desconocido para muchos, nos ofrece una maravillosa caminata a los pies de los montes Arrubi y Balerdi. Es un paisaje compuesto por diferentes tipos de cultivos y caseríos la que avistamos desde Bedaio. Bajo la sombra del Balerdi, aproximándonos a la muga entre Navarra y Gipuzkoa, disfrutamos de una panorámica tan poderosa como fascinante, la que Aralar nos ofrece desde su vertiente Navarra. Visto desde el collado de Zarate y con Azkarate en primer plano, se nos abre el valle de Araitz. Impresionados por la grandeza del Balerdi continuamos por la senda que nos lleva entre bosques y prados.

Ver
 

Pasaremos entre los magníficos caseríos situados en torno a la iglesia de Altzo Muino, y continuando por un empinado camino llegaremos hasta la herida que produce en el monte la cantera de Altzo. Encontraremos en el encinar viejos dólmenes y de vez en cuando nuestra vista se consolará con amplias perspectivas.

Ver
 

El elemento predominante de este recorrido que iniciaremos en Billabona es el agua. Primeramente por el arroyo que atraviesa el área de descanso de Lastur, y después por el canal de agua que nos acompañará en nuestro caminar. No podemos olvidar que visitaremos el encantador barrio de Amasa, el cual dio origen a Billabona.

Ver
 

Daremos los primeros pasos en el pueblo de Aduna y pronto nos introduciremos en un cerrado bosque. Encontraremos en nuestro camino numerosas especies de árboles; no obstante, destaca el bosque de sequoias que atravesaremos.

Ver
 

Se trata de un trayecto de escasa dificultad, que atraviesa una zona geológica muy especial, conocida como “polje” (una especie de valle formado por la erosión de la piedra calcárea), y que forma parte del Geoparque UNESCO de la Costa Vasca. Uno de los elementos más característicos de esta zona es su rio, el cual desparece entre las cuevas calcáreas de la zona. Asimismo, por esta ruta, que se inicia y finaliza en la ermita de San Isidro, el caminante tendrá la oportunidad de observar las especificidades geológicas y etnográficas de la zona, (caleras, cuevas, estelas y conjuntos mitológicos) gracias a los paneles informativos que se encuentran a lo largo de todo el recorrido.

Ver
 

Comenzaremos en las calles de Tolosa este recorrido literario-poético. A medida que avanzamos, los barrios y bosques endulzarán el esfuerzo de la ascensión; más adelante, los fragmentos de los poemas de Lizardi nos evocarán el encanto de este paraje; y al acercarnos a Urkizu, quedaremos embargados por la bella panorámica.

Ver
 

Partiendo desde la pequeña iglesia de Izaskun, en este recorrido fácil y cómodo, rodearemos la cumbre de Uzturre. Quedaremos complacidos con las hermosas vistas de, primero Berastegi, y después de Tolosa y Anoeta.

Ver
 

Esta larga y bonita ruta, tan adecuada para los montañeros, rodea las tres cimas que componen las Peñas de Aia. Las riquezas naturales de esta zona dejarán boquiabiertos a aquellos caminantes que deberán atravesar tanto tierras gipuzcoanas como navarras.

Ver
 

En esta ocasión, desde las calles de Oiartzun nos dirijiremos poquito a poco hacia las Peñas de Aia, encontrando por el camino apacibles hayedos y robledales y abundantes yacimientos prehistóricos.

Ver
 

Este recorrido que realiza la vuelta del municipio de Muriku, enlaza el monte con el mar, al tiempo que ofrece a nuestra vista el bello paisaje compuesto por los barrios, pueblos y montes del entorno.

Ver
 

En este recorrido que tiene como protagonista al pueblo de Lazkao atravesaremos en primer lugar su núcleo urbano, para seguidamente adentrarnos en el ambiente rural. En la mayor parte de esta ruta contemplaremos bellas panorámicas.

Ver
 

Este tranquilo recorrido une el centro histórico de Aizarna con la hermosa ermita de Santa Engracia, deleintandose nuestra vista con el rico paisaje del entorno.

Ver
 

Este recorrido nos adentra en el rico valle de Goltzibar y nos muestra los bosques que se encuentran al pie del monte Izarraitz, ofreciéndonos la posibilidad de conocer vestigios de nuestra historia.

Ver
 

El valle de Haranerreka o Kilimon es muy rico en vegetación y fauna, también en restos arqueológicos; durante este recorrido llano disfrutaremos del apacible ambiente del lugar.

Ver
 

A través de este recorrido se puede atravesar la anteiglesia de Bolibar, teniendo ocasión de conocer los entornos rurales del lugar. Así mismo, durante el camino tendremos la oportunidad de conocer hermosos bosques y lugares históricos.

Ver
 

En otro tiempo, muchos caminantes atravesaban Garin y Astigarreta, barrios olvidados de nuestra geografía, en dirección a Mandubia o Beasain. De Mandubia hacia Murumendi parte también un importante camino. El recorrido que proponemos recorre estos viejos caminos.

Ver
 

Aprovechando el viejo carril que se utilizaba para transportar el hierro, podemos conocer bien el pueblo de Mutiloa, disfrutando de las vistas del entorno de Liernia y Mañastegi.

Ver
 

Esta ruta es un a vuelta por el valle kárstico que alberga al pueblo de Albiztur. En la primera parte destaca el bien conservado casco urbano y los caseríos del entorno y, a medida que ascendemos, nos maravillarán los rincones de los bosques de la zona.

Ver
 

Al realizar este recorrido nos sumergiremos en un bosque maravilloso, sin salir del municipio de Errenteria.

Ver
 

En esta ocasión efectuaremos la vuelta a la cumbre de Urdaburu, tan querida en la zona de Errenteria, gozando al mismo tiempo de la frescura de los umbríos bosques.

Ver
 

En este largo recorrido nos percataremos de los grandes contrastes que nos ofrece el pueblo de Errenteria: saldremos del núcleo industrial y pronto atravesaremos amplias zonas rurales bien conservadas, para acabar nuestro paseo en la apacible área de recreo de Listorreta.

Ver
 

Este recorrido nos mostrará el barrio de Bedoña, que se encuentra en los límites de Arrasate, Aretxabaleta y Oñati, realizando una visita a la ermita de Andramari Zuri, situada en el valle de Urkulu.

Ver
 

Este recorrido transcurre por la cadena montañosa que divide las cuencas de Deba y Urola, siguiendo los restos arqueológicos que allí se encuentran.

Ver
 

Durante este recorrido, que tiene como puntos principales las cumbres de Intxorta y Gazteluaitz y la ermita de Asentzio, se pueden contemplar los montes de Bizkaia y Gipuzkoa: Udalatx, Anboto, Urkiola, etc.

Ver
 

Este recorrido une Udala y Besaide por dos caminos diferentes, destacando en todo momento el rico encinar que se encuentra en las laderas de Udalatx.

Ver
 

Este recorrido que atraviesa el barrio de Oro y las anteiglesias de Larrino y Aozaratza, nos ofrece una oportunidad inmejorable de conocer el paraje natural que forman los alrededores del embalse de Urkulu .

Ver
 

Este recorrido nos permite, además de disfrutar de bellos paisajes y de la naturaleza del lugar, conocer los caseríos que se encuentran dispersos en los barrios rurales de Antzuola.

Ver
 

La proximidad de la muga entre Navarra y Gipuzkoa, nos traerá a la memoria las historias que antaño se avenían en estos caminos. El género que se producía tanto en la costa como en el interior, se transportaba hacia un lado como al otro por las sendas que se extienden por estos bosques. Estraperlistas, ladrones, arrieros y carreteros, miqueletes, arbitrios, todos a lo largo del tiempo, desde la Edad Media hasta los tiempos actuales, han ido conformando y desgastando estos caminos. La calzada, sendas, casa de miqueletes, puentes, refugios, casa de arbitrios, etc. los encontraras en el camino testigos de aquellas andanzas.

Ver
 

Resumiendo en una palabra, se puede decir que este recorrido es sobre todo agradable. El camino que se realiza en torno a la estructura geológica denominada Domo de Ataun, está muy vinculada al medio rural. Desde la cercanía de los caseríos, las plantaciones de bosques y los pastizales irán conformando el paisaje que nos encontraremos, con una presencia notoria de la Sierra de Aralar y con la mirada puesta en el monte Txindoki. Admirad en que pendientes y trabajando de que manera nuestros baserritarras han sido capaces de llevar adelante su modo de vida, construyendo magníficos caseríos y trabajando y moldeando esta tierra tan exigente.

Ver
 

Si la aportación de Aralar se basa ante todo en la diversidad de sus recursos, la característica principal de este sistema kárstico es el agua. Aralar es un gran deposito de agua con sus acuíferos, ríos subterráneos y de superficie, manantiales, etc. El ser humano ha sabido utilizar el agua además de para cubrir sus necesidades básicas, también para otros quehaceres como el molido del grano y la producción de la energía. Para ello se han construido importantes estructuras a lo largo de los últimos siglos como la Central Hidroeléctrica de Arkaka y su lámina de agua, el manantial de Intsusti, el abrevadero de Nafarriturri y el embalse de Lareo.

Ver
 

El recorrido nos acercará a los restos de la fortaleza existente en la cima del monte Ausa-Gaztelu, no muy lejos del área de recreo de Larraitz, para adentrarnos en otra época ya pasada. Esta construcción erigida en el siglo XIII, era un puesto de vigía sobre la frontera entre los reinos de Castilla y Navarra. Según aparece en documentos de archivo, en aquellos tiempos la hacienda Navarra pastaba en Aralar y las fuerzas de Castilla hacían incursiones para hacerse con ellos. Desde estos puestos se avisaba con el cuerno para que se recogiera el ganado a lugares más seguros. Evidentemente, es un lugar con una panorámica maravillosa.

Ver
 

En este largo y maravilloso recorrido, vemos algunos de los diferentes tipos de paisajes que podemos encontrar en Aralar. Partiendo de la Iglesia de San Martín nos adentramos en un ambiente rural lleno de caseríos. Después de dejar atrás el área de recreo de Larraitz, en las primeras rampas del monte Txindoki se nos presentan las comarcas de Goierri y Tolosaldea con sus pequeños núcleos de edificios, caseríos, diferentes cultivos y el embalse de Ibiur. A medida que la presencia del Txindoki se hace mayor, asoman los pastos altos de Aralar y disfrutamos de su morfología sinuosa. Bordas de pastores rodeados de fresnos y cercados. Terminamos bajando por sendas entre pinares y robledales.

Ver
 

La gente del lugar denomina como el camino de la Mina a esta estrecha senda que se abre en estos encrespados roquedos. La minería ha sido para los pobladores de Amezketa una práctica muy importante. La explotación se abrió en 1732 y permaneció en activo hasta el siglo XX. Existen documentos que ratifican que en su época de esplendor unas 300 personas formaban parte de los trabajos de Arritzaga. Disponían incluso de iglesia y cura. La gente se desplazaba por la senda que se te presenta. Por ella transportaban los alimentos y el género necesario. A través de ella bajaban el mineral extraído. Son muchos los recursos que te puedes encontrar en el camino, camina atento remontando el cauce de la regata de Arritzaga y podrás disfrutar de este entorno sin igual.

Ver
 

Igaratza y Enirio son lugares muy significativos en Aralar. Lugares muy vinculados al pastoreo, han unido desde siempre los valles del Goierri con los puntos más altos de Aralar y las tierras Navarras. La senda paralela al recorrido del riachuelo Maizegierreka, está provista de cantidad de recursos: los extensos prados, las bordas de los pastores, los espinares, los hayedos y algunas minas excavadas en otros tiempos son algunos de los recursos que nos ofrece.

Ver
 

Sin lugar a dudas, esta es una travesía muy especial. Siendo el lugar más abrupto de Aralar, en las Malloas nos encontramos con algunas de las más altas cimas. Como si se tratara de los dientes de una sierra, ante el camino se presentan los picos de monte intercalados con hondas vaguadas. A un lado, vemos el valle de Araitz, con sus núcleos de casas, caseríos, prados y bosques. Al otro lado, por el contrario, se abre uno de los más bonitos paisajes que ofrece Aralar, formado por montes y valles, rocoso, parece otro mundo.

Ver
 

El recorrido entre Igaratza y Pikueta atraviesa uno de los lugares más especiales de Aralar, el altiplano de Alotza. A 1.200m de altitud, son las ovejas, vacas y caballos los que se adueñan de estas tierras en verano. Por el contrario, en invierno son la nieve y el silencio los que reinan. Este espacio cargado de gran simbología se dibuja entre roquedos y prados formando un paisaje tremendamente especial. Tierra de ganaderos y pastores durante miles de años está delimitado por dos menhires, la de Irazusta al Oeste y la de Saltarri al Este.

Ver
 

Este recorrido nos permite, partiendo de Ugaldetxo, unir los collados de Untzegi y Lizarregi. Durante el camino podremos disfrutar, entre otros, del hayedo de Oberan y de una margnífica vista de Añarbe. ¡Además tendremos la oportunidad de subir a la cima de Urdaburu!

Ver
 

Este recorrido, que comienza en Epele, nos conduce al collado de Igorin, el área de Akola y Larregain. Se trata de un camino circular que nos permitirá conocer espectaculares zonas naturales junto a los rastros de nuestros antepasados.

Ver
 

Situado en el corazón del parque natural de Aiako Harria, este recorrido nos permite conocer tanto la parte alta, la cima de Zaria por ejemplo, como las zonas de ribera de los ríos del parque. Durante el camino podremos disfrutar de diferentes ecosistemas y paisajes espectaculares.

Ver
 

Este recorrido transcurre por la antigua vía del tren de Artikutza. Comenzando por el barrio de Karrika (Oiartzun) iremos subiendo poco a poco, cruzando zonas de ribera y varios caseríos. Dejaremos atrás los puentes y planos inclinados del antiguo tren para llegar al túnel que discurre bajo el collado de Bianditz y una vez atravesado este, bajar hasta la entrada de Artikutza en Eskas.

Ver
 

Este recorrido, partiendo del refugio de Arritxulo, nos da la oportunidad de conocer las cabeceras de algunos de los ríos más importantes del parque. A lo largo del sendero podremos disfrutar de excepcionales hayedos siempre acompañados del sonido del agua. Durante este recorrido circular podremos conocer el entorno rural del municipio de Oiartzun y sus magníficos caseríos.

Ver
 

Partiendo del centro de interpretación de las minas de Arditurri y siguiendo el río Arditurri llegaremos a Unaileku. Atravesaremos la ladera oeste de las cimas de Peñas de Aia para a continuación bajar otra vez hacia las antiguas minas romanas.

Ver
 

Partiendo del punto de información de Erlaitz, este recorrido nos da la oportunidad de conocer las dos laderas de la montaña. En la cara norte encontramos los vestigios de la mina Meazuri y una excelente panorámica de la cascada de Aitzondo. En la ladera sur, en cambio, pasamos por Pagogaina, siempre bajo la supervisión de las cimas de Peñas de Aia.

Ver
 

Al pie de la montaña de Pagoeta, rodeándola, observamos la simbiosis entre el patrimonio cultural y natural. Caminando entre bosques, veremos neveros, fallas y tejos. Por los antiguos caminos de pastos altos y bajos, camino de Alzola, tenemos ante nuestros ojos el paisaje de la Costa del Urola.

Ver
 

Aia, que se compone de barrios y pequeños núcleos urbanos, es uno de los pueblos más grandes de Gipuzkoa en extensión. Todo el recorrido discurre por tierras del municipio, desde el minúsculo barrio de Urdaneta, al centro de Aia. Por el camino, desde varias perspectivas, podréis disfrutar del magníficos paisajes y de tesoros naturales e históricos.

Ver
 

Este recorrido nos lleva a la parte más recóndita y vistosa del biotopo: la zona de Sakoneta y Mendata. El sendero avanza por el mismo borde de los acantilados y se asoma a calas recoletas, murallas de roca blanda, arroyos que saltan en cascada y una de las mayores rasas mareales del Cantábrico. En esa extensa plataforma rocosa, que aflora con la marea baja, la fuerza del mar ha esculpido una joya geomorfológica, un paisaje de ensueño que además sirve para entender mejor el patrimonio natural del biotopo.

Ver
 

En el castillo de Aitzorrotz, entre Alava y Gipuzkoa, se han encontrado restos de la Edad Media en las excavaciones realizadas allí, y los datos recogidos nos llevan hasta el siglo XII. Es un camino lleno de historia y de bellos edificios, y merece la pena volver en bicicleta, ya que dentro de la ruta se encuentra la ermita de Dorleta, patrona de los ciclistas. El sendero tiene dos entradas (Eskoriatza y Leintz-Gatzaga) al recorrido circular.
El track es del recorrido completo. La información general es del sendero circular. Aquí los datos de las uniones:

Desde Leintz-Gatzaga: 8,1km +350m/-350m, 2h45' más

Desde Eskoriatza: 2km +150m/-143m, 50' más

Ver
 

Partiendo del activo centro de Aretxabaleta, el camino se adentra enseguida por bosques, regatas y valles, donde las pequeñas anteiglesias de las montañas nos dan una visión completa del pueblo. Leyendas, naturaleza e historia se combinan camino de Kurutzebarri. La biodiversidad que rodea a Urkulu es abundante e importante, ya que numerosas especies de aves hacen una parada en medio de un paisaje de campiña atlántica.

Ver
 

El Camino del Agua es idóneo para conocer los alrededores de Oñati. Pueden apreciarse muchos elementos construidos por la naturaleza y las personas, también pueden verse buitres leonados por el camino. Estamos en un parque protegido por su abundante fauna y flora. Por el camino nos encontraremos la que se cree que es la casa donde nació el conquistador Lope de Aguirre, así como la ermita de San Miguel, patrón del pueblo, por lo que no hay excusas para no dar la vuelta, ni siquiera si aparece un dragón.

Ver
 

Del mismo modo que el agua mueve y desgasta las rocas de manera inadvertida, se desenvolvían los contrabandistas en esta zona cárstica, y lo hacían con naturalidad, ya que conocían mejor que nadie las cuevas, los caminos y árboles del lugar. Actualmente el caminante no podrá perderse, ya que el recorrido está señalizado claramente.

Ver
 

El camino entre Arantzazu y Urbia es bien conocido por los habitantes de los alrededores, pero no lo son tanto los tesoros que están escondidos por el recorrido. Entre montañas y bosques, el paisaje es espectacular, tanto en invierno, como en verano. La senda recorre también varias épocas de la historia de la humanidad, desde los túmulos prehistóricos, hasta el arte moderno del sigo XX.

Ver
 

Nos encontramos en un extremo del Alto Urola, donde el caudal de agua que recogen las montañas desciende a capricho hacia un valle u otro. Esta tendencia se puede observar perfectamente en los alrededores de Aizkorbe, entre riachuelos y cauces. Aquí se le saca todo el provecho al agua. La lluvia alimenta a las hermosas hayas, y los habitantes de alrededor se abastecen con el embalse construido en la zona.

Ver
 

El hierro atrajo a ingleses y alemanes a Zerain, al Monte de Hierro. Las entrañas de esta montaña se explotaron hasta mediados del siglo XX. Esta actividad ha dejado varios restos, anécdotas, y mucha historia. Los zeraindarras cuidan con todo el mimo el pasado, el presente y el futuro de su pueblo, y se puede pasar un magnífico día descubriendo los alrededores de este recorrido.

Ver
 

El camino que estás siguiendo es el mismo que los peregrinos, viajeros y gudaris de antaño recorrían partiendo de Zegama, la entrada a Aizkorri. El río Oria, designado como zona de especial conservación, será tu compañero en los primeros kilómetros, y a continuación, los bosques, prados, ermitas y cabañas de pastores te acompañarán en las faldas del Aizkorri.

Ver
 

La Parzonería General de Gipuzkoa y Álava se localiza íntegramente en el Territorio Histórico de Gipuzkoa y está integrado por los pueblos de Idiazabal, Segura, Zegama y Zerain en Gipuzkoa y los alaveses de San Millan y Asparrena. Su patrimonio lo constituyen los montes de Altzania, Urbia y Oltza. La Parzonería es un ente local y la responsable de organizar el disfrute de este espacio comunal. Mediante este recorrido podrás conocer los bosques de la Parzonería, así como los prados de montaña.

Ver
 

Mediante este cómodo paseo le invitamos a descubrir numerosos secretos que esconden dos de los barrios de Elgoibar que mejor han sabido mantener su carácter rural, a pesar de estar situados en una villa netamente industrial: el barrio de Sallobente o Ermuaran y el barrio de San Roke.

Ver
 

Ver
 

Este paseo nos permitirá adentrarnos por las faldas de bosque de las laderas de Aikorri. El mayor desnivel lo realizaremos hasta subir a la cumbre de Elortxiki , donde disfrutaremos de una de las panorámicas más impresionaste de toda Gipuzkoa. Desde la cima cómodamente nos perderemos por hermosos senderos hasta llegar a la campa de Itzubiaga . Allí compartiremos un breve trayecto con la famosa Maratón de Zegama y poco a poco descenderemos hasta el núcleo urbano

Ver
 

Ver
 

Ver
 

Ver
 

Ver
 

El recorrido comienza en Errezil y, tras atravesar algunos de los lugares más hermosos del interior de Gipuzkoa, como el valle de Aizarna y la ermita de Santa Engracia, llega hasta la población de Zestoa.

Ver
 

Este recorrido es representativo de la zona baja de Orio junto a la ría, y al tratarse de una ruta de poco desnivel no presenta dificultades. Se propone hacer la ruta en el sentido contrario al de las agujas del reloj, ascendiendo por el casco histórico (Kale Nagusia) hasta la ermita de San Martín. Después, es necesario descender para atravesar la autopista A-8 (Txanka), y a continuación subir por un pequeño sendero, al final del cual hay que tomar la primera carretera que asciende, y poco después el primer desvío a la izquierda. A partir de aquí no hay más que seguir la pista aprovechando el camino de acceso al caserío Itxaspe, único en todo el municipio situado frente al mar. En el camino descubriremos varios miradores usados antiguamente para la pesca y la defensa. Finalmente, desde el caserío Itxaspe regresaremos por la playa de la Antilla y la ribera del Oria hasta el casco histórico.

Ver
 

Este recorrido parte del Área Recreativa de Lusarbe, situada junto a la carretera Igeldo-Orio. Este sendero discurre por la zona más elevada del municipio, y a lo largo de él podremos disfrutar de vistas inigualables de la costa, la desembocadura del Oria y el interior de Gipuzkoa. Se atraviesan caminos que se construyeron en auzolana, trabajo comunitario de los baserritarras de la zona, y que comprendía aquellas obras destinadas al bien general. La cumbre de Kukuarri constituye un mirador con unas vistas extraordinarias.

Ver
 

Mazmela, Zarimutz y Marin, son los barrios que se unen en el recorrido más largo de Eskolore. Desde las atalayas de Mazmela y Zarimutz iremos en busca de la anteiglesia de Marin, a la sombra del monte Jarindo, y tan cercana siempre al límite con Álava. Siguiendo el trazado del viejo ferrocarril llegaremos hasta la ermita de San Martin (Gatzaga). Una vez que lleguemos a Gatzaga, seguiremos descendiendo suavemente a Eskoriatza, pasando por la ermita de Santa Columba, en el barrio de Gaztañadui.

Ver
 

Este recorrido descubre los barrios situados al norte de Eskoriatza: Apotzaga y Gellao, trancurriendo por la ladera de Murugain, ofreciendo vistas que atraviesan la torre de Galartza hasta la sierra de Aralar y por los límites de Aramaio, teniendo como referencia la cruz de Asentzio..

Ver
 

Si partimos desde Zarautz, el camino va a la par del arroyo San Pelaio hasta su desembocadura. Bordearemos el Biotopo Protegido de Iñurritza para continuar en ascenso hacia Talaimendi. Desde aquí, la ruta desciende hacia la tranquila playa de Oribarzar, en Orio. Seguiremos junto a la ría del Oria, para luego girar a la derecha y avanzar en dirección sur hacia la localidad de Aia.

Ver
 

Ver
 

LEGORRETA - PRODEMA - ESNAOLA ERREKA - ESNAOLA BASERRIA - ASPISALETXE - ERREMENTARIETXEBERRI - BIDEGURUTZEA - ABALIA BASERRIA - SAN JOAN ITURRIA - ABALIAZELAI - OKATXA - BELKOAIN - EZKIÑO - URDANETA BASERRIA - GURUTZE SANTUKO -

Ver
 

Ibilbide zirkular hau Murugainera doa, Arrasate, Aretxabaleta, Eskoriatza eta Aramaio herrien artean kokatua, kondairak dioenez dragoiak buztanaz egindako mandobidetik. Gailurrean daude Burdin Aroko herrixka baten aztarnak eta gerra zibileko lubakiak. Gozatu daiteke ere inguruko mendien eta herrien panoramikaz.

Ver
 

Ibilbide honek erakusten du burdinak zer bide egiten zuen antzina, minerala non garbitzen zen, eta Meatzerreka auzoa bera, meatzarien auzoa. Bidean aukera dago Arrasateko tontor bi ezagutzeko, Itturritxipiko gaina eta Epeleko gaina.

Ver
 

"Izarraizko bira" la componen, por un lado, una ruta circular que rodea la sierra montañosa homónima a media altura y, por otro, tres conexiones que permiten acceder a ella; la de Azpeitia, la de Azkoitia y la de Zestoa. La conexión de Azkoitia comienza en la plaza Balda de Azkoitia y se une a la ruta circular en el cruce cercano a caserio Aitzgaña. La conexión de Zestoa comienza en el puente Zubizarra y se une a la ruta circular en el cruce cercano al caserío Ondarbaso. Y la conexión de Azpeitia comienza en el parque "Izarraizko Atea" de y se une a la ruta circular en el cruce cercano al caserío Urretatxiki . Además de esas conexiones principales, el parking y área recreativa de Aitola es un punto de inicio y fin, si se quisiera acceder directamente a la ruta circular y evitar las conexiones (tramos de mayor desnivel)

Ver
 

Recomedado para todo aquel que disfrute con la montaña y la naturaleza. Es un recorrido circular de 14 km de longitud, para gozar con los bellos paisajes de Alkiza y Hernio.

Ver
 

En Astigarraga te encontrarás con cosas sorprendentes: viejas historias y costumbres, personajes reseñables, etc., todo presentado de una manera atractiva. En las rutas que te presentamos podrás disfrutar y seguir los pasos de las primeras y primeros habitantes. ¡Sumérgete en el tiempo de nuestros abuelos y nuestras abuelas!

Ver
 

Esta ruta que rodea el monte Adarramendi ofrece la oportunidad de conocer tanto la historia como el patrimonio natural de Urnieta, es decir: los monumentos megalíticos, los prados montanos, los bosques trasmochos, las vacas betizu y el gana

Ver
 

Esta ruta es muy adecuada para hacer en familia. Siguiendo el camino, tendrás la oportunidad de gozar, entre otros monumentos megalíticos, del espectacular crómlech de Muniskuegaña. Además, subirás a la cima de Oindi (Onyi) y gozarás de la vista panorámica de la costa cantábrica y de los pueblos de alrededo

Ver
 

Esta ruta circular conecta las localidades costeras de Zumaia, Getaria y Zarautz con barrios y pueblos del interior, como Urdaneta y Aizarnazabal. Podemos elegir como punto de inicio de nuestro itinerario cualquiera de estas localidades y seguir la dirección de recorrido que deseemos. Caminaremos entre prados, bosques y pequeños viñedos que dan fe de la tradición txakolinera de la comarca. Hacia el interior iremos ganando altura, pasando por bellos barrios como los de Elkano, Urdaneta, Saiatz, Zubialde y Oikia. El sendero nos llevará también a orillas del río Urola.

Ver
 

Resumen

Ver
 

El río que nos da la vida, también nos da la luz gracias al ingenio humano que transformó esta fuerza en energía. Contrasta el gris del cemento con el verde tranquilo y vivo que nos acompaña por todo el canal.

Ver
 

Este recorrido nos llevará a conocer lugares que antiguamente tenían otro significado para los habitantes de estos parajes. Así, podemos encontrar menhires, bordas pastoriles, y en las cercanías, los restos de un nevero.

Ver